Edu es integrador social en un equipamiento municipal de Barcelona, concretamente en el Equipo Integral para personas sin hogar del Poble Sec. Hace tiempo ya que acompaña a los participantes del proyecto a los entrenos y nos ayuda con la gestión y coordinación de actividades.

¿Dónde trabajas y cúal es tu función?

Soy integrador social en un equipamiento municipal de Barcelona, concretamente en el Equipo Integral para personas sin hogar del Poble-Sec.

Mis funciones pasan por la acogida de las nuevas personas al centro, gestionar los talleres sociolaborales, búsqueda de habitaciones y los diferentes soportes informáticos que necesitan.

Hay un acompañamiento emocional en todo el proceso, nuestras vinculaciones con ellos les ayudan a aligerar el estrés emocioal que esta situación comporta.

Generalmente están vinculados a otros servicios los cuales les llevan los casos, como pueden ser el SAIER o el SIS, los servicios sociales para immigrantes/refugiados o personas comunitarias, nuestro centro es una vía de paso el cual les ayuda en su camino dentro del sistema burocrático.

¿Qué tipo de público tenéis en el centro de día?

Trabajamos con el colectivo de personas sin hogar, un colectivo muy amplio por contexto social, ya que pueden acabar en esta situación por muchos factores: sociales, personales, etc. Sin importar étnia, cultura o religión.

 

¿Tenéis demanda para practicar deporte y concretament fútbol?

Dentro del colectivo hay una gran variedad de edades y entre la población de 18 a 35 años la demanda de actividades deportivas es muy alta y concretamente el fútbol.

¿Crees que el deporte puede ayudar a las personas a salir hacia adelante?

Creo que el deporte les da una vía de oxígeno dentro de su situación, muchas personas están con diferentes entidades gestionando sus situaciones, en centros donde las normas y las pautas les marcan su día a día, así que el fútbol se convierte en una herramienta para dejar de pensar en todo ello, aunque sea por unas horas.

¿Tu que trabajas en primera línea con personas sin hogar y que acompañas, que asistes a los entrenos. ¿Qué es lo que más te gusta?

Me gusta la visión de Street Soccer Barcelona, utilizando el fútbol como herramienta de cohesión, de distensión y de diversión. Se les ofrece un espacio donde pueden ser ellos mismos, sin otra  preocupación que no sea pasarlo bien y disfrutar del deporte.

Personalmente, lo que más me gusta es el fomento de la cooperación entre las personas, tanto de los voluntarios como de los usuarios. En cuanto al deporte y más concretamente el fútbol, a veces puede ser muy competitivo y Street Soccer Barcelona consigue extraer la parte puramente competitiva para crear un espacio muy especial.

¿Podrías explicarnos alguna anécdota o momento especial o divertido?

Me hizo mucha gracia cuando un compañero, Aitor, estaba de portero, sus dotes deportivas (mucho mejores que las mías) eran admirables… y divertidas. Algunos jugadores tienen una potencia de chute bastante fuerte. Encontré divertido ver cómo, más que parar las pelotas, las esquivaba.

¿Qué necesidades más importantes tienen las personas con las que trabajas?

Personalmente, creo que una gran necesidad es la motivación, muchas veces la han perdido debido a los diferentes circuitos burocráticos del sistema, otras por no querer hacer nada por uno mismo y eso hace que se puedan quedar estancados en una misma situación.

¡Gracias Edu y hasta muy pronto!